Miel del tío Juan CruzMiel del tío Juan Cruz
  • 0

By imasc64

Las primeras referencias a la miel como remedio se remontan a las pinturas prehistóricas. También el pueblo egipcio se beneficiaba de sus propiedades, habiéndose encontrado documentos de medicina egipcia donde se destacaba la miel como ingrediente en varias recetas.

Sus virtudes se conocen desde la antigüedad clásica; eran sabedores del gran valor de este buen producto, los médicos y sacerdotes griegos y romanos, así como los druidas galos, que la utilizaban con frecuencia en la composición de sus remedios, pociones y preparados. También estaba presente en muchos platos de cocina y era el endulzante por excelencia, ya que no conocían el azúcar. También se elaboraban con miel el célebre mulsum y la hidromiel (era la bebida favorita de Julio Cesar).

Asimismo, para la civilización islámica, la miel es un manjar sagrado, mucho más que un simple alimento. El Corán, libro sagrado del Islam, dedica una sura (capítulo) entera a las abejas (nahl en lengua árabe), y numerosas citas, como ésta: “Tú, Señor Dios, has inspirado a las abejas: estableced, pues, habitaciones en las montañas, en los árboles y en las construcciones humanas. Después comed de todos los frutos y caminad dócilmente por los caminos de vuestro Señor. De su vientre sale un jarabe de color diverso, que contiene un remedio para los hombres. Ciertamente, hay en ello un signo para gente que reflexiona”. Y esto aún hoy día goza de singular aprecio en los países musulmanes y está presente en numerosas recetas de su rica gastronomía.

Para terminar, es conveniente saber que es uno de los pocos productos alimenticios que resiste perfectamente el paso del tiempo. De hecho es un conservante natural tan eficaz como la sal. Por ejemplo: usted puede introducir un trozo de carne dentro de un bote de miel y dejarlo en el armario. Dentro de un año lo sacara de allí en perfectas condiciones… aunque, eso sí, muy dulce.

En la actualidad, popularmente su uso más conocido se dirige a la mejora del sistema respiratorio: es muy común tomarla durante los catarros, ya que alivia la tos, protege las vías respiratorias, calma la irritación de garganta y actúa como expectorante. Además, en inhalaciones de vapor es eficaz contra las congestiones nasales.

Es también muy común usarla para aliviar leves quemaduras y favorecer la curación de heridas, dado que es un antibacterial y un antiinflamatorio natural. Además, estimula el crecimiento de nuevos tejidos.

imasc64
About imasc64

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Beneficios de la miel